INFLAMACION CELULAR III: CÓMO RESOLVERLO

Programa MAS te expone estos útiles consejos de salud

Una opción es ponerse en manos de un especialista sea médico o nutriólogo certificado en la Dieta de la Zona.  La otra solución es que la persona tome acciones para controlarse y dejar atrás la adicción a las harinas y alimentos dulces procesados (carboadicción), lo cual requiere de un cambio en sus hábitos alimenticios, en su manera de pensar y tener ganas de cuidarse mejor, volverse más activo (si hay sedentarismo o muy poca actividad física) e incluso algunas personas requieren algo adicional, un tratamiento como cualquier otra adicción (ejemplo: grupo “comelones compulsivos”, o ir con algún terapeuta), dependiendo del caso.

Si deseas disminuir o prevenir la inflamación celular aquí te decimos qué hacer, si los aplicas estarás también dejando la carboadicción y problemas de sobrepeso, favoreciendo tu figura, tu salud, tu estado de ánimo:

*Consume alimentos y suplementos favorecedores a contrarrestar la inflamación celular:

Aceite Omega 3:  la linaza es la mejor fuente vegetal de omega 3 y el aceite de pescado es la mejor fuente animal de omega 3, en especial el pescado azul de agua fría como el atún, sardina, la caballa, el salmón.  También lo contienen vegetales con hojas verde-oscuras como la verdolaga.

Alimentos ricos en antioxidantes:  tomate, cebolla, ajo, pimiento morrón, fresas, uvas moradas, naranjas, papaya, piña, manzana, arándanos, soya, brócoli, coliflor, espinacas, alcelgas, etc.

*Haz comidas menos fuertes, y mejor haz entre una comida (más ligera) y otra, un refrigerio con alimentos nutritivos, como:  una fruta, almendras, pasitas, rollitos de jamón, una tortilla de maíz con queso fresco, evitando tanta harina blanca y alimentos con azúcar procesada, y frituras.

*Desayuna a buena hora (olvídate de los ayunos), y no dejes pasar más de 4 hrs. sin probar alimento.

*Trata que tu alimentación sea balanceada y variada, es decir, come proteína (pescado, marisco, huevo, pollo, cerdo, res, queso fresco, panela, requesón, etc.) carbohidratos favorables (frutas, verduras, legumbres, frutos secos, cereales integrales, granos, tortillas de maíz o nopal, etc.) y grasas favorables (nueces, aguacate, almendras, pistachos, aceite de oliva, etc.).  La dieta habla de esta proporción:  40% de carbohidratos, 40% de proteínas y 30% de grasas.

*Equilibra tu consumo de omega 6 y omega 3, porque estamos más acostumbrados a los aceites que contienen omega 6 al cocinar, checa la etiqueta de tu aceite de cocina.

*Evita comer postres y antojitos que de antemano sabes que no te nutren y que sólo te aportan grasa al final de cuentas, eso déjalo para el fin de semana o para las reuniones con las amistades, y hazlo con moderación, no trates de recuperar las calorías que entre semana no consumiste, esa es la diferencia entre una dieta y cambio de hábitos alimenticios.  Date tus gustos, recuerda nada con exceso, todo con medida, tampoco se trata que ya no vuelvas a comer pastel, tamales o quesadillas. Si antes tomabas un refresco de cola de 600 ml. ahora tómate la mitad, si antes comías una súper hamburguesa ahora cómete una mediana.

*Procura disfrutar tus alimentos, come tranquilo(a), saboréalos, mastícalos lo suficiente, recuerda que la digestión empieza desde que estás triturando la comida, la saliva contiene sustancias que ayudan a degradar los alimentos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: